Comencemos con un repaso a lo más destacado del pasado fin de semana alrededor del mundo del fútbol en sus campeonatos y hechos más relevantes. Si a lo largo de la semana pasada ya hubo un campeón en Alemania, el Bayern de Guardiola y Robben, en el resto de ligas todo está por decidir.

Así están las principales ligas del viejo continente. En España, los tres primeros ganaron. El líder, el Atlético de Madrid, ganó en su complicadísima salida a Bilbao ante el Atletic. De nuevo Diego Costa fue la gran estrella de los rojiblancos que, una semana más, se mantienen de forma sorprendente en el primer lugar por delante de los colosos Madrid Y Barcelona. Estos solventaron sus encuentros de manera muy diferente. Mientras el Real Madrid machacaba sin piedad por 5-0 a sus vecinos del Rayo Vallecano, el Barcelona ganó con polémica arbitral incluida al otro equipo de Barcelona, el Espanyol. Así todo, la lucha se encuentra con el Atlético con 76 puntos, el Barcelona de Alexis Sánchez a un punto y el Madrid ligeramente descolgado con 73. Faltan 7 jornadas y, hay que recordar, en la última jornada se enfrentarán el Barcelona y el Atlético.

En Francia el Paris Saint-Germain aumenta su ventaja respecto a su perseguidor el Mónaco hasta la casi insalvable de 13 puntos. Es cuestión de tiempo que los capitalinos levanten el trofeo de campeones. Sólo quedan siete jornadas y, salvo desastre, la liga está decidida.

En Italia la derrota por 2-0 del líder, la Juve, a manos del tercero, el Nápoles ha dado un rayo de esperanza a la Roma perseguidor de los juventinos. Ahora mismo se encuentran a 11 puntos con un partido menos con lo que podrían acercarse a 8 a falta de siete jornadas. Se antoja muy complicado (apenas ha tenido dos derrotas la Juve en todo el campeonato) pero nada es descartable.

Mucho más interesante está la Premier inglesa. Como en España hasta tres equipos tiene posibilidades de ganar el título. Esta jornada vino con la derrota del Chelsea de Mourinho que perdía el liderato a manos del Liverpool. Los Diablos Rojos no veían tan cerca el conseguir un campeonato desde hace muchos años y se han aupado a esa privilegiada posición. Pero es engañosa. El tercero en discordia, el Manchester City tiene dos puntos menos que el Chelsea y cuatro menos que el líder pero con dos partidos menos. De ganar sus encuentros atrasados sería el virtual líder. El equipo de Pellegrini tiene partidos muy complicados hasta final de temporada pero cuenta con esa ventaja. Tan sólo quedan seis jornadas para terminar uno de los campeonatos más emocionantes de los últimos años en Inglaterra.

Unas decididas, otras por decidir, lo que está claro es que nos espera un apasionante final de temporada.