Corinthians y Santos animarán el partido de vuelta de una de las semifinales del torneo continental y la ventaja es del Timao, que sorprendió venciendo como visita 1-0 en el partido de ida.

En el papel, el favoritismo de Corinthians se respalda, más allá del resultado de la ida, en su campaña como local. No ha perdido un punto como dueño de casa y no ha recibido goles en esa condición. Eso refuerza las chances del único invicto del torneo.

En tanto, Santos ya tiene la experiencia de dar vuelta una llave en este torneo, pero la diferencia es que lo hizo en su casa tras perder en Argentina ante Vélez en cuartos de final. Ahí llegó a los penales, pero ahora el escenario es distinto y el Peixe deberá mostrar un juego casi perfecto para lograr lo que en este torneo parece imposible contra el Timao.

El encuentro se disputará en el Pacaembú de Sao Paulo y será dirigido por el brasileño Leandro Vuaden.